BICITURISMO EN CALILEGUA

El biciturismo lentamente se consolida como una de las actividades preferidas por los amantes de la naturaleza y la vida al aire libre. La bicicleta no sólo es un medio de transporte 100% ecológico sino que a la vez permite recorrer grandes distancias en un relativamente corto tiempo, y es sumamente silenciosa, por lo que permite desplazarse sin ahuyentar la fauna del lugar. Y  a no olvidar que, mientras uno disfruta del paisaje, al mismo tiempo realiza una actividad física altamente recomendable.

En Calilegua, la Ruta 83 que atraviesa el parque, al igual que un sendero especialmente habilitado para el cicloturismo (Sendero Tapir) son una opción atractiva para los amantes de andar en bicicleta y a su vez permite descubrir los distintos rincones de las Yungas.

Una opción recomendable es partir desde Libertador General San Martín en bicicleta. Se recorren aproximadamente unos 11 Km hasta el acceso al parque nacional, atravesando previamente el puente sobre el río San Lorenzo (el viejo puente está habilitado para peatones, bicis y motos para evitar accidentes al no transitar junto a los vehículosque cruzan sobre el puente nuevo), luego se cruza la ruta (prestar mucha atención!) y se toma el camino de ripio que conduce al parque rodeado por plantaciones de caña de azúcar. Luego de unos kilómetros de pedaleo se llega al santuario de la virgen de Guadalupe enmarcado por una explanada bien acondicionada donde esporádicamente se celebran misas. Siguiendo el camino, se atraviesa el puente sobre el arroyo Aguas Negras y a pocos metros se divisa el típico cartel de piedra y madera que da la bienvenida al Parque Nacional Calilegua.

Desde allí se sigue la misma ruta 83, que comienza a ascender a medida que se transita la selva pedemontana, rebosante de aves que sobrevuelan las copas de los árboles. De a poco el camino comienza a trepar en la montaña y a medida que se gana altura  las piernas empiezan a sentir más pesado el pedaleo pero se empieza a disfrutar de hermosas vistas de los alrededores, que nos introducen lentamente en la selva de montaña. El sendero Tapir, altamente recomendable para ciclistas de todos los niveles, es accesible tomando primero el sendero “La Junta” ubicado a 3 kilómetros de la casa del guardaparque (a la entrada del PN).

Para los más intrépidos y resistentes, es posible continuar el ascenso por la Ruta 83 hasta el final del parque, pasando la “Mesada de las Colmenas” donde se encuentra la segunda seccional de guardaparques y llegando más tarde al monolito que marca el fin de la jurisdicción del PN. En total, son 23 Km de ascenso desde el acceso, partiendo de una altura de 550 mts snm hasta los 1700 mts, donde se emplaza el monolito. A lo largo del camino es posible apreciar en toda su magnitud tanto a la selva pedemontana como la selva montana. Es frecuente avistar una gran diversidad de aves y con suerte algunos mamíferos que no se percatarán de la presencia humana gracias al silencio del desplazamiento en bici.

No olvidar aprovisionarse de suficiente agua potable para toda la jornada, llevar vestimenta apropiada, repelente para insectos y provisiones alimenticias.

Actualmente no se rentan bicicletas en el lugar. Es imprescindible llevar equipamiento propio o contactarse con alguna agencia de viajes debidamente habilitada que ofrezca el servicio.

Calilegua en bicicleta es sin lugar a dudas una experiencia que debe ser vivida.

3 pensamientos en “BICITURISMO EN CALILEGUA

  1. buenas tarde quisiera saber si se rentan bici para hacer los recorridos, se que dice por el momento no se rentan pero no se si esta info esta actualizada.espero su respuesta desde ya muchas gracias.

  2. En el mes de noviembre estaría interesado en hacer un viaje de cicloturismo por el parque, estoy buscando informacion sobre que recorridos hacer, distancias, puestos para aprovisionarce y mejores caminos para llegar al parque desde el aeropuerto de san salvador.
    Saludos y gracias.
    Javier

Los comentarios están cerrados.